Seminario de relaciones laborales y política laboral en Laos

Durante los días 30 de junio y 1 de julio, la Fundación Internacional Laboral de Japón coorganizó en Laos, junto a la Federación de Sindicatos de Laos (LFTU, por sus siglas en inglés) el Seminario de Relaciones Laborales y Política Laboral, un programa que realiza por encargo del Gobierno de Japón (Ministerio de Salud, Trabajo y Bienestar). En este seminario participaron cerca de 70 personas, entre ellas representantes de la LFTU, del Ministerio de Trabajo y Bienestar Social, y de la Cámara de Comercio e Industria de Laos.

En representación de las entidades organizadoras abrió el seminario el presidente de la LFTU, Khamla Lolonesy, quien recalcó la gran significación de este seminario y el papel que tendrá en un año memorable en el que, además de cumplirse el sexagésimo aniversario del establecimiento de relaciones diplomáticas entre Laos y Japón, la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN, por sus siglas en inglés) está a un paso de hacer realidad la Comunidad Económica de la ASEAN. Khamla expresó su profundo reconocimiento a la JILAF y al Gobierno de Japón por su colaboración.

En respuesta a estas palabras, Hisashige Danno, director ejecutivo de la JILAF, explicó que con el avance de la globalización son muchas las empresas extranjeras que han fijado sus ojos en Laos como país que, con sus grandes recursos acuíferos, tiene la llave eléctrica de la ASEAN, pero que el rápido desarrollo económico que está experimentando Laos ha dado paso a preocupantes desequilibrios sociales. “Me gustaría que este seminario”, manifestó Danno, “diera ocasión a repensar la función de los sindicatos”.

También pronunciaron sus saludos durante la jornada de inauguración el consejero de la Embajada de Japón en Laos, Hideyuki Ōnishi, el subdirector del Departamento de Control Laboral del Ministerio de Trabajo y Bienestar Social de Laos, Mr. Phongsavanh Xaykosy, así como el secretario general de la Cámara de Comercio e Industria de Laos, Sengdavone. Todos ellos destacaron las grandes expectativas que despertaba este seminario.
Seguidamente, Ounkham Boungnaseng, director del Departamento de Protección al Trabajo de la LFTU, disertó sobre el papel de los sindicatos en la era de la globalización, citando las directrices de actuación de su organización. Ounkham hizo hincapié en la necesidad de que, en un momento de rápido desarrollo económico, cuando las relaciones laborales son cada vez más complejas, los sindicatos afronten los problemas existentes respetando siempre la cultura y cumpliendo estrictamente la ley.

En respuesta a estas palabras, Danno pronunció la conferencia “Desarrollo socioeconómico y función social del movimiento obrero”, en la que expuso su opinión sobre los cambios que se están produciendo en el entorno de los trabajadores como consecuencia de la globalización y compartió también su visión de la situación actual de la economía de Laos y de las perspectivas de futuro que se abren (creación de un corredor económico y el desarrollo añadido que traerá consigo la agroindustria). Danno continuó su conferencia desarrollando la idea de que para hacer frente a las relaciones laborales, que se hacen más complejas al desarrollarse la economía, podría ser de interés conocer la trayectoria que han seguido en Japón y la consiguiente experiencia japonesa (su forma de combinar armoniosamente la cooperación, expresada a través de la concertación laboral, y el antagonismo tal como se da en la negociación colectiva). Con estas palabras, Danno quiso transmitir a los participantes su apoyo en la creación de unas relaciones laborales constructivas.

Después, Teruhiko Sekiguchi, director de la Oficina de la JILAF en Tailandia, pronunció la conferencia “Función de los sindicatos en la puesta en marcha de la Comunidad Económica de la ASEAN”, en la que compendió los rasgos básicos que tendrá esta nueva entidad. Al tratar del impacto negativo que podría tener sobre los trabajadores, citó como principales problemas, entre muchos otros, el aumento del número de trabajadores en el sector informal, la forma en que las políticas para atraer la inversión extranjera podrían fomentar la tendencia a dejar en un segundo plano las relaciones laborales y el diálogo entre trabajadores y empleadores, y la brecha cada vez más amplia que se abrirá en materia de renta y oportunidades.

Durante la segunda jornada los participantes se dividieron en tres grupos y debatieron en torno al tema de los planes de acción para la protección de los trabajadores a través de unas relaciones laborales constructivas en la era de la globalización. También se realizaron presentaciones. Los grupos formularon, entre otras, estas cuatro propuestas: 1) seguir fomentando la cooperación entre la Administración, los sindicatos y los empleadores a través del establecimiento de un sistema de deliberación tripartito con participación de altos representantes de las tres partes, a fin de obtener una mejora de las condiciones laborales (actualmente los contactos son trimestrales, a nivel de secretariado); 2) reforzar la presencia de organizaciones sindicales y mejorar el entorno en las empresas de capital extranjero; 3) hacer un llamamiento al Gobierno para que proteja a todos los trabajadores, incluyendo a los del sector informal, y 4) ejercer presiones para conseguir una elevación del salario mínimo. Tras discutirse todas estas propuestas, Ounkham en representación de la LFTU y Danno por parte de la JILAF hicieron una valoración global de las dos jornadas, con lo que se puso fin al seminario.

Agenda

FechaContenido
06/30MarPrimera jornada del seminario
07/01MiéSegunda jornada del seminario

Los participantes

Khamla Lolonesy, presidente de la LFTU, durante su saludo.

Hisashige Danno, director ejecutivo de la JILAF, en un momento de su conferencia.

Intervención del director del Departamento de Protección al Trabajo de la LFTU, Ounkham.

Aspecto de la discusión por grupos.

Presentación de un plan de acción.

Vista de la sala donde se realizó el seminario.